Get Adobe Flash player

#BAFICI20 (X): "Otoños Porteños" un libro de lectura imprescindible.

“Otoños Porteños” es el libro con el que el 20 BAFICI (Festival Internacional de Cine de Buenos Aires) decide homenajear a aquellos que signaron la impronta de la muestra durante todos estos años.

La hábil edición a cargo de Diego Papic, permite recorrer en primera persona aquellas impresiones sobre el significado para cada uno de los protagonistas.

Desde directores a programadores, cineastas, actores, escritores, periodistas, todos vuelcan sus impresiones para configurar ideas sobre el festival de cine independiente más importante de la región.

Diego Lerman repasa la efervescencia de sus primeros pasos, recordando cómo fue su paso como espectador, ángel y cineasta consagrado. Rosario Bléfari rememora cómo decidió el atuendo para el cierre de la primera muestra, en donde “Silvia Prieto” comenzaba su sendero hacia convertirse en un emblema del cine independiente.

Raúl Perrone habla de su obsesión con las sala siete y destaca su día de encuentro en el marco del festival con la prensa y amigos. Albertina Carri cuenta cómo organizaba su grilla para ver cine de lugares inimaginados. Marcelo Panozzo hace su repaso a partir de canciones que también marcaron, como la muestra, a fuego su experiencia.

“La consigna era simplemente escribir un texto con el disparador “el BAFICI y yo”, después podía ser bastante libre, sin tipo de restricción de nada, si había crítica o polémica podias decir lo que quisieras”, cuenta Papic sobre la metodología propuesta a los autores.

“Había una limitación de caracteres, que muchos no cumplieron y se publicaron igual. Se cortaron muy pocos. Hubo cosas muy variadas, desde el poema de James Benning, a Rodrigo Moreno con una especie de anuario, lo que le pasó a él con el BAFICI, año a año, que permite leer la carrera del Festival y la suya”, agrega.

Además de los textos en primera persona, el libro, con una cuidada edición en papel ilustración se recupera parte del testimonio fotográfico de la misma, un trabajo que costó por cuestiones tecnológicas principalmente.

“Otoños Porteños no es un libro que se proponga contar LA HISTORIA del BAFICI, pero si uno de los objetivos era que a partir de los textos haya un pantallazo de lo que fue, lo que es y lo que se espera que sea en el futuro. Intenté, en la medida de lo posible, que los autores de los textos sean de distintas épocas, desde, Sebastián Rotstein y Carolina Konstantinovsky, productores de los primeros dos BAFICI, a directores, de otras épocas, intentando con la suma de todos un pantallazo, con un equilibrio entre nostalgia y entusiasmo sobre el futuro, no que sea sólo nostalgioso de “todos tiempo pasado fue mejor”, hay una síntesis que era el objetivo” afirma Papic.

Es interesante la apuesta a dejar hablar a los protagonistas, más allá del recorte, y sumar así anécdotas que inevitablemente, además de su subjetividad, se cruzan con la cinefilia generalizada que potencia la propuesta que cada año, desde 1999 llena de películas y pasión Buenos Aires.

Consultado por su propia mirada y significado del BAFICI, Diego Papic dice “para mí es una costumbre de todos los abriles desde hace 20 años, tengo 40, así que todos los abriles de la mitad de mi vida estuvieron atravesados por el BAFICI, y se me hace inevitable pensar en dónde estaba en la primera edición de 1999” y suma “estudiaba periodismo, me acuerdo perfectamente las películas que ví, me acuerdo haber salido de TEA y caminar dos cuadras al Cosmos a ver una película de Zé Do Caixao, con él ahí presente, con Andrés Di Tella presentándola, recuerdo que se cargaron dos rollos al revés, con lo cual lo bizarro que era la película se multiplicó porque no se entendía nada, ni siquiera nos dimos cuenta que se habían cargado al revés los rollos (risas), y ese fue el principio”.

Su trabajo con “Otoños Porteños” además, le permitió reflexionar sobre cómo su carrera lo ha llevado a este momento “pienso mi evolución como periodista, empezar como espectador, después cubriéndolo para mi sitio cinenacional.com tímidamente, desde la cuarta como periodista acreditado, después en Clarín, con otro acceso, hasta ahora que me tocó hacer éste libro, y más allá de esto, los descubrimientos que hice, a Takashi Miike, a Sono Sion, con una versión extraordinaria de “El Club de los suicidas” en el Cosmos, con la primera escena que parecía que te saltaba la sangre a la butaca, Kim Ki Duk, funciones inolvidables como “Misterios de Lisboa” en BAFICI de 2011, ahora “La Flor”, “Love Exposure” en el Teatro 25 de Mayo, muchos momentos que se hacen inevitables de relacionar a épocas de mi vida”, asegura.

“Otoños Porteños” editado por BAFICI, cuenta con 211 páginas que intentan reflejar la idea que la muestra construyó sobre el cine, la libertad y la cinefilia. Además de fotos posee un listado de los invitados internacionales y films premiados durante las primeras 19 ediciones. Se vende en los puestos oficiales de la muestra.

 

Ultima actualización (Domingo 22 de Abril de 2018 14:01)