Cuál es la forma en que mayoritariamente ves películas?
 
Tenemos 46 invitados conectado

“Robin Hood”: Príncipe de los bostezos

Nueva adaptación de la clásica historia del arquero inglés, "Robin Hood" de Otto Bathurst, se queda a mitad de camino entre los anacronismos y una falta de inventiva interesante que la llevan al peligroso terreno del aburrimiento.

La mayor defensa ante el llamado cine pochoclero suele ser que es un cine para divertir, para entretener. Una especie de freno para no pedirle más que eso. Basándonos en esto, cuando una película no llega a lograr el parámetro de “ser entretenimiento” ¿qué sucede? "Robin Hood" es una de las historias con mayor cantidad de adaptaciones y aproximaciones en el mundo del cine.

“Instant Family” (Familia al instante): Modelo para A(r)mar

Las bajas pretensiones le juegan a favor a "Familia al instante", comedia dramática familiar de Sean Anders, con Rose Byrne y Mark Wahlberg, sobre un matrimonio atravesando el difícil proceso de adopción. En momentos en los que una nueva ley de adopción se encuentra en debate social y en cámaras legislativas del país, una película como Familia al instante adquiere un valor extra. 

Basada en una historia real, que puede ser universal, su historia es simple, vivir desde adentro el proceso de adopción, cuando es múltiple y no son bebés. Ellie (Rose Byrne) y Pete (Mark Wahlberg) son un matrimonio de un pasar tranquilo, si bien no son de clase alta; por ejemplo, juegan al golf, y viven bien, aunque evidencian algunos comentarios sobre la crisis actual del país.

“Lizzie” (El asesinato de la familia Borden): Represión y crimen

De la mano del director de "The Boy", Charles William Macneill, "El asesinato de la familia Borden" es una fría aproximación a uno de los sucesos criminales más famosos de la historia estadounidense.

Así como nuestra (es uruguaya pero la queremos como nuestra) Natalia Oreiro soñó con interpretar a la estrella de la bailanta Gilda, y pugnó hasta conseguirlo. Chloe Sevigny hacía años que tenía un personaje en mente al que ponerle el cuerpo, la famosa asesina Lizzie Borden.

Luchó por hacerse con los derechos, por encarar la producción, hasta pensó alguna vez en autodirigirse, y finalmente lo logró.

Más artículos...