Cuál es la forma en que mayoritariamente ves películas?
 
Tenemos 72 invitados conectado

"Juansebastián": la transformación

Diego Levy, el director de las películas de ficción “Masterplan” y “All inclusive” y que ya había abordado el género documental en “Novias – Madrinas – 15 años” y “Cosano – La vida secreta de un vestido”, se acerca ahora, como lo había hecho en esta última, al retrato personal de un artista, narrado al pulso de la primera persona.

En este caso, ya no será dentro del mundo de la moda sino que será el turno de una estrella de rock como Juanse (Juan Sebastián Gutiérrez), el cantante y líder de la icónica banda “Los Ratones Paranoicos”, haciendo un particular hincapié en el “lado B” de un rock star que comparte sus días entre giras con la banda y su conversión al cristianismo.

El eje central del trabajo de Levy, será un retrato íntimo del artista, explorando tangencialmente sus épocas más oscuras de excesos y descontrol, pero que fundamentalmente traza un paralelismo entre la religión como tabla de salvación para su recuperación y su carismática participación entre los feligreses y su manejo en el escenario en cada una de sus presentaciones.

Obviamente Levy agrega, inteligentemente, algunas pinceladas de la vida familiar en donde su madre y sus hijos tienen un peso importante, que enriquecen sustancialmente el retrato. Juanse es el mismo en sus épocas de Cemento, cuando se junta con Charly o cuando lo hacía con el flaco Spinetta, que aquel que va a visitar al Papa para que bendiga a su comunidad, o el que participa en la Iglesia Cristiana a la que pertenece.

Levy, aunque sea en forma indirecta, planteará ciertas contradicciones que presenta nuestro personaje, que rápidamente nos cautivará con su carisma y nos hará olvidar, mientras dure el documental, de estas pequeñas dicotomías que habitan en él con naturalidad.

¿Hay una cierta contradicción en el hecho de seguir cantando “Vicio” o “El rock del pedazo” sólo para nombrar dos de sus temas más populares y reconocidos dentro del rock nacional, y pertenecer a una Iglesia que cumple con los preceptos más ortodoxos? Juanse lo resumirá en una sola frase: “yo hago rock and roll y el rock and roll es mi evangelio”.

La cámara de Levy va internándose poco a poco en esa veta de la vida privada que Juanse nos irá abriendo lentamente.

Pero una vez que lo haga, amparado por una mirada cuidadosa y contenedora del director para con su personaje, develará cosas muy profundas que nos permiten no sólo descubrir al artista, sino a facetas del hombre que muy pocos espectadores conocemos: sus conocimientos de filosofía, cine, ese amante de la música clásica sobre el que su madre desgrana anécdotas o su faceta más novedosa como estudiante de Teología.

Si bien Levy se ocupa de narrar esta transición, este proceso de conversión y es indudablemente el foco central, a medida que avanza el documental, Juanse va desplegando su personalidad, se muestra completamente al natural y estos dos mundos de la música y de la religiosidad que parecían, en un principio, tan opuestos, tan desencontrados, se van amalgamando de manera tal que todo parece fluir armónicamente.

Lo que se presentaba como una disociación o un cambio tan profundo y radical como el que él ha hecho, aparece claro y contundente frente a nosotros, para comenzar a percibir la figura de Juanse desde otro/s punto/s de vista.

Un proceso de conversión que ya se encuentra perfectamente integrado, sin fisuras y Levy lo devela tan naturalmente que aún a aquellos espectadores que pueda causarle extrañeza o rechazo este nuevo “fanatismo” religioso, perciben que de esta forma, Juanse ha llegado a encontrar un camino de vida para poder cuidar su cuerpo, sostenido desde la fe.

Son las palabras de sus propios hijos y de su propia familia, donde uno puede ver reflejado como este proceso no sólo lo ha modificado a él sino a su entorno y a sus vínculos. Una familia, que junto a sus fans y seguidores, han ido acompañando este mudar esa nueva piel para que hoy Juanse pueda estar sólidamente conforme con quien fue, con quien es y se muestre frente a la cámara con su verdad, sin temor a nada.

Levy retrata amorosamente a una de las figuras fundamentales en la historia del rock nacional, con el mismo estilo que anteriormente lo había hecho con el mundo de la moda, respetando al personaje, mostrándolo tal cual es y pidiendo la complicidad del espectador para que lo acompañe en este descubrimiento del mundo que hay detrás de lo que se ve en un recital, en las revistas o en los medios. El verdadero Juanse al desnudo captado por el ojo entrenado de la cámara de Levy.

JUANSEBASTIÁN Trailer from diego levy on Vimeo.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar